España

Los elegidos de Milla, uno por uno

La lista de 22 preseleccionados Luis Milla ya es pública y en ella destaca la presencia de tres campeones de la Eurocopa con la selección absoluta. Analizamos a los olímpicos  de la selección española de fútbol uno por uno.

Porteros:

David de Gea (Manchester United):  de la cantera del Atlético de Madrid este año ha dado el salto a la Premier League en la que ha tenido una temporada irregular. Destaca por sus reflejos  y debe mejorar en la madurez bajo los palos pese a  dar muestras de gran personalidad. Sin lugar a dudas, será el portero titular.

Joel (Rayo Vallecano): Entre Courtois y David de Gea frenaron su progresión en el Atlético de Madrid. Este año ha defendido la portería del Rayo Vallecanos en calidad de cedido  a base de reflejos elécticos y su regreso al equipo colchonero parece complicada ante la progresión del belga.

Diego Mariño (Villareal): vivirá a la sombra de David de Gea y Joel. El de Vigo ha sido internacional en todas las categorias inferiores de la selección. Es un portero de la confianza de Milla quien espera encontrar en él a un jugador capaz de reaccionar ante las posibles eventualidades.

Defensas:

Álvaro Domínguez (Borussia Mönchengladbach): el central madrileño acaba de resolver su futuro dirección Bundesliga y, por lo tanto, llegará completamente concentrado en la selección. Se queda a un centímetro del 1,90 y destaca por su contundencia y colocación sin estar privado de un buen manejo del balón.

Alberto Botía (Sporting de Gijón): formado en las categorias inferiores de Real Madrid y FC Barcelona este año ha vivido su año más complicado con el descenso de su equipo. Un central que siempre saca el balón jugado y está atento al cruce. Sabe guardar la espalda de los laterales si estos son ofensivos.

Mikel San José (Athetic Club): explotó tarde y el Athletic lo fichó a los 16. Desde entonces su progresión ha sido meteorica pasando por el equipo reserva del “spanish” Liverpool de Rafa Benítez e incluso jugando algún partido con el primer equipo. Central imponente con facilidad para rematar en las las jugadas a balón parado.

Iñigo Martínez (Real Sociedad): la gran temporada del central en su equipo ha sido crucial en su convocatoria. Sin contemplaciones en defensa posé un gran desplazamiento en largo además de un buen disparo. Ha sido capaz de marcar dos goles desde el centro del campo esta temporada.

Martín Montoya (FC Barcelona): lateral derecho de gran recorrido. Es ordenado y controla cuando debe subir y cuando debe guardar su posición. De momento, vive tapado por Dani Alves pero cada vez que ha tomado la alternativa en el Barça ha rendido a un gran nivel.

César Azpilicueta (Marsella)lateral derecho que se puede adaptar a jugar por la izquierda. Destaca por ser un lateral completo. Sube bien la banda y tiene buen toque de balón. En su segunda temporada se ha asentado en la Ligue1 aunque puede volver a la liga española.

Jordi Alba (FC Barcelona): la revelación de la pasada Eurocopa y uno de los mayores atractivos de esta selección. El Barça no lo quiso en cadetes por su estatura y ahora han pagado 12 millones por él. Tiene una auténtica locomotora en sus piernas. Rapidísimo. Suple sus carencias defensivas, de pequeños era delantero, con actitud e intensidad.

Centrocampistas:

Javi Martínez (Athetic Club): Después de la actuar durante toda la temporada como defensa central de la mano de Bielsa es difícil intuir los planes de Milla. Juegue en la posición que juegue, el actual campeón de la Eurocopa absoluta es uno de los jugadores con más jerarquía en este grupo. Completo. Roba, pasa y remata. Lo tiene todo.

Thiago Alcántara (FC Barcelona): uno de los tres jugadores con más talento de estos Juegos Olímpicos. A diferencia de los sudamericanos como Neymar, Alcántara está más maduro para este tipo de competiciones. Si bien antes era increíble e intermitente, ahora el medio centro creativo ha adquirido madurez y ha aprendido cuando puede arriesgar con la pelota y cuando no. Veremos si se recupera a tiempo de sus problemas físicos.

Isco (Málaga): el de Benálmadena refleja la esencia del fútbol andaluz:  el talento callejero. Es capaz de romper a dos rivales en poco más de un metro cuadrado con su ingenio. El del Málaga puede ver el último pase haciendo luz entre las sombras.

Oriol Romeu (Chelsea): el catalán es el equilibrio que todo equipo ofensivo necesita. El típico jugador que suele encantar a todo entrenador. El yerno que toda suegra quiere tener. A partir de una colocación casi perfecta, nunca falla en el pase corto y llega siempre a las coberturas. Un seguro de vida.

Ander Herrera (Athletic Club): el protegido de la cantera del Zaragoza llegó a Bilbao con las dudas de adaptarse a un juego distinto y el estilo de Biela le ha sentado fenomenal. Tiene una gran visión de juego capaz de organizar al equipo y filtrar pases de gol a los delanteros.

Koke (Atlético de Madrid): medio centro trabajador. Libera a sus compañeros más creativos y a la vez es capaz de desatascar un partido con su llegada. Implicado en un incidente poco afortunado durante las celebraciones de la Europa League.

Juan Mata (Chelsea): autor del último gol de la absoluta campeona de la Eurocopa debe ser el jefe en ataque del conjunto de Milla. Su calidad y sus galones le convierten en un indiscutible. Cae a las bandas si juega por el centro y llega al centro si juega por la banda. Buen uno contra uno y claridad en el último pase.

Iker Muniain (Athletic Club): Desequilibrante. No hay defensa capaz de pararle en el regate corto por su gran cambio de ritmo. Además tiene la verticalidad propia de Lezama. Otro de los jugadores llamados a marcar las diferencias en estos Juegos Olímpicos.

 Delanteros:

Adrián (Atlético de Madrid): un jugador que debuta con gol en el Camp Nou demuestra que es especial desde el principio. En el equipo colchonero ha dado un gran salto convirtiéndose en un jugador regular. Técnico, rápido y vertical será titular en los Juegos. Su imaginación siembra el miedo entre los defensas.

Rodrigo (Benfica): el nueve más clásico de los seleccionados por Milla. Pese a eso, no hablamos del típico “tanque”. Tiene una gran técnica y sus desmarques de ruptura son como el agua para cualquier centrocampista con visión de juego. El Real Madrid lo dejó escapar.

Álvaro Vázquez (Espanyol): Pese a que ‘Alvarito’ siempre suele responder en las grandes ocasiones, aún le falta dar el salto de madurez que sí han dado otros compañeros de selección. Muy listo, sabe como generar espacios entre los centrales y aprovecha cualquier fallo de la defensa rival.

Tello (FC Barcelona): otro ‘Guardiola boy’. Extremo con una velocidad vertiginosa. Puede romper un partido con su uno contra uno y nunca se esconde al encarar al lateral.

Escrito por Jose Polo el 4 Julio, 2012 | 1 comentario
Etiquetas: , , , , , , España

Déjanos tu comentario