Noticias

La lluvia podría estropear la inauguración más cara de la historia

Pekín se ha despertado con un cielo encapotado y nuves negras

A pocas horas de la histórica Ceremonia de Inauguración de Pekín 2008, con una expectación mundial sin precedentes, la capital china se ha despertado con un cielo nublado y mucha niebla. Ante la perspectiva de una ceremonia inaugural de los Juegos pasada por agua, los organizadores declaran estar preparados para este imprevisto y aseguran medidas de contingencia en el supuesto de que la lluvia haga acto de presencia durante la ceremonia inicial.

Los organizadores miran al cielo temerosos. La niebla apenas permite distinguir los edificios cercanos y las densas nubes grises cubren el cielo pekinés. Han sido demasiados preparativos a lo largo de siete años para un momento demasiado importante como para que lo estropee la lluvia. El espectáculo sin precedentes que presentará China en el ‘Nido de Pájaro’ promete mucho, y los responsables chinos parecen estar dispuestos a todo para no defraudar.

El director del Observatorio Meteorológico de Pekín, Guo Hu, fue muy claro: Estamos realmente preocupados sobre si parte de las nubes en la zona oeste de Pekín tendrán mucha influencia en la ceremonia de esta noche”. Los análisis sobre las condiciones que acompañaran a la Ceremonia Inaugural más cara de la historia del olimpismo no favorecen en absoluto: “Hasta ahora, con los datos actuales, creemos que el clima para la ceremonia inaugural será nublado. Del mediodía hasta la noche podríamos tener una muy corta y breve lluvia. Las temperaturas son altas y el día es muy húmedo”, concluyó Hu.

Las cifras que rodean al espectáculo de presentación son mareantes y, ante lo que podría significar una gran decepción para los más de 1.000 millones de televidentes que aguardan ansiosos el instante el clímax del número 8, el vicepresidente ejecutivo del comité organizador, Wang Wei, explicó que tomarán medidas en el peor de los casos: “Pase lo que pase, la ceremonia inaugural continuará. Tenemos planes de contingencia para lloviznas pasajeras y lluvias. En el segundo ensayo tuvimos algo de lluvia, pero si cae más fuerte algunas cosas serán modificadas o ajustadas”. Wei es muy consciente de la relevancia de una buena primera impresión para el devenir de los Juegos en las próximas dos semanas. Con las medidas que se han tomado en todos los ámbitos para hacer posible esta cita en Pekín, el COJOB es capaz de cualquier cosa para mantener la máxima: ‘the show must go on’.

Escrito por Carlos Indovino el 8 Agosto, 2008 | 4 comentarios
Etiquetas: , , , , Noticias

Déjanos tu comentario